¿Cómo debe ser una buena escuela?

Todos los niños y niñas tienen derecho a ir a la escuela y a aprender muchas cosas para la vida. Los maestros, las familias, toda la sociedad tenemos la obligación de poner a su disposición los medios y posibilidades que cada niño y cada niña requieren para desarrollar todas sus capacidades. Y cómo debe de ser, que tiene que proponer y tener en cuenta la escuela que nuestros niños y niñas necesitan.

Tiene que ser:

  1. Alegre y divertida, porque el niño huye de la tristeza y del aburrimiento.
    • Variada en sus actividades, porque el niño huye de la monotonía
    • Activa, porque el niño necesita actividad para desarrollarse en todos los aspectos de su vida y necesita un maestro activo que le motive.
    • Participativa. El niño no debe ser un mero observador de lo que sucede en clase. Tiene que participar y sentirse protagonista en algún momento del día: ser responsable de algo, teatro, corcho, pizarra, audiovisuales, fichas de lectoescritura, etc. Pasar de ser el centro de atención de su hogar a ser uno más entre muchos es muy duro para los más pequeños. Sepamos transmitirles el mensaje de que él o ella es importante para nosotros, que le conocemos, que nos damos cuenta si estrena deportivas, si le han cortado el pelo, si ha hecho las actividades de lectoescritura… y se lo decimos.
    • Comunicativa. El niño necesita desarrollar el lenguaje oral y la sociabilidad. Debemos propiciar un espacio de tiempo para que los niños se expresen y hablen entre ellos.
    • Organizada en su aparente y momentáneo desorden. Basta un gesto del maestro, una pequeña canción o el momento de los cuentos de letrilandia para que todo vuelva al orden. Tiene que haber unas normas, sin el respeto a las mismas el aprendizaje es prácticamente imposible.
    • Dinámica. Combinando el trabajo con el juego, la atención con la relajación.
    • Abierta a las familias, a los compañeros, a las nuevas tecnologías y metodologías, a toda la comunidad…
  2. Se tiene que proponer:
    • Conseguir una relación afectiva profunda entre todos los miembros de la comunidad educativa, principalmente, niños, familias y profesores.
    • Dar seguridad al niño, que se sienta integrado y querido. Si damos al niño atención y cariño obtenderemos de él confianza, seguridad y alegría.
    • Hacer que el niño tome conciencia de su valía porque le proporcionemos experiencias que le creen vivencias positivas y que le impulsen a seguir trabajando con ilusión.
    • Que descubra el “porqué”, la razón, de las cosas que le madan, que le prohíben, que realiza. La escuela que nuestros niños necesitan no adoctrina, les enseña a reflexionar, a tener sus propias opiniones a cuestionarse las cosas, les prepara para ser ciudadanos comprometidos.
  3. Tiene que tener en cuenta el desarrollo integral del niño:
    • Desarrollo de su cuerpo solo, en relación con los demás y con el espacio.
    • La inteligencia en todos su factores.
    • El lenguaje y la expresión oral, que es la base de toda comunicación.
    • La sociabilidad, haciéndole salir del “yo” al “nosotros”.
    • La sensibilidad, enseñándole a apreciar lo bello, lo bueno, lo bien hecho.
    • La creatividad que le dará una personalidad definida.
    • La voluntad, como dominio de sí mismo: quiero hacer…, puedo hacer…lo haré, ¡lo hice!
    • La conviencia, fomentar la comunicación eficaz, trabajar la empatía, la generosidad, el trabajo en equipo, la cooperación, la solidaridad, el respeto, la tolerancia, la justicia…

Desde Letrilandia estamos convencidos que nuestos niños van a tener las escuelas que necesitan, porque sabemos que en muchas de ellas se está poniendo en práctica, que el niño es el protagonista del aprendizaje. En definitiva, lo que proponemos y consideramos que necesitan nuestros niños es que les acompañemos, les guiemos en su desarrollo integral, para que llegado el momento estén preparados para tomar las riendas de su vida. Eso necesitan nuestros niños y niñas, escuelas para la vida.

Extractos del libro “Orientaciones prácticas para maestros y padres” Aurora Usero Alijarde (2011)

Pin It